Blog

Ley sobre Etiquetado Frontal de Alimentos: lo que debemos saber

Ley sobre Etiquetado Frontal de Alimentos: lo que debemos saber

20:11 04 noviembre in Artículos, Medicina Laboral, Salud en General
0

De acuerdo con la última Encuesta de Factores de Riesgo del Indec (2018), en la Argentina el 61,6% de las personas tienen exceso de peso (36,2% tienen sobrepeso y 25,4%, obesidad).

Para promover la prevención de la malnutrición en la población y la reducción de enfermedades crónicas no transmisibles se propuso esta ley, la cual ya está implementada hace años en algunos países de Latinoamérica (Perú, Chile, México, Uruguay y Colombia).

El principal objetivo es hacer visible y advertir a los consumidores sobre los excesos de nutrientes críticos (azúcares, sodio, grasas saturadas, grasas totales y calorías) en los productos procesados y ultraprocesados. Una información clara y precisa ayuda a la población a orientar en las decisiones de compra.

De esta manera los productos que sobrepasen los niveles fijados de nutrientes críticos, según lo establecido en la Organización Panamericana de la Salud, deberán llevar una etiqueta octogonal negra, con borde y letras de color blanco, que advierta sobre el exceso del nutriente crítico que corresponda en cada caso.

Los alimentos y bebidas que contengan excesos de nutrientes críticos deben colocar las siguientes leyendas según corresponda: «Exceso en azúcares», «Exceso en sodio», «Exceso en grasas saturadas», «Exceso en grasas totales», y/o «Exceso en calorías».

En caso de contener edulcorantes: «Contiene edulcorantes, no recomendable en niños/as».
En caso de contener cafeína: «Contiene cafeína. Evitar en niños/as».
Están exceptuados del etiquetado el azúcar, la miel, los aceites vegetales, los huevos, las semillas y los frutos secos sin sal y azúcar agregada.

Además, entre otros puntos se prohíbe:

  • Publicitar productos con al menos un sello de advertencia que estén dirigidos especialmente a niños, niñas y adolescentes.
  • Incluir en los envases figuras de dibujos animados, deportistas, mascotas o promesas de ganar futuros premios o participar en concursos.
  • Comercializar ni publicitar productos que contengan al menos un sello de advertencia dentro de los establecimientos educativos.

El consumo excesivo de los nutrientes críticos es un problema de salud pública y la implementación de los sellos de advertencia es un primer paso para que la población comience a llevar una alimentación consciente y más saludable.